La versión de su navegador no está debidamente actualizada. Le recomendamos actualizarla a la versión más reciente.

Bienvenidos navegantes


 

 

 

 

965 320 386 OFICINA CLUB

619 812 470 MARINERÍA

965 321 024 RESTAURANTE

 

 

 

 

 

La solución a la contaminación no es la dilución

Publicado 07/11/2017

Hasta hace relativamente poco tiempo se ha pensado que la inmensidad de los océanos ayudaba a disgregar la basura vertida en ellos. Esta política se ha ido llevando a cabo durante siglos y aún hoy en muchos países se vierte basura y sustancias químicas, procedentes de la industria, la agricultura así como de la ganadería, lo cual ha provocado que determinadas zonas costeras de algunos países se conviertan en auténticos vertederos de basura.

La introducción por parte del hombre de detergentes, hidrocarburos, plásticos y fertilizantes en el mar durante un periodo tan amplio de tiempo ha generado una dramática situación: que haya zonas en las que no es posible que exista ya vida marina. En otros casos el daño que estas sustancias producen en los peces afecta también a la salud de las personas, pues las sustancias son ingeridas por los peces introduciéndose en la cadena alimentaria, y de cualquier manera afecta al agua produciendo un empeoramiento de su  calidad.

Poco a poco la sociedad va concienciándose de la importancia de los mares y océanos y van surgiendo nuevas iniciativas, no solo para sensibilizar sino también para actuar. Un ejemplo es la campaña #mareslimpios que surgió en ese año 2017 de el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente. Su objetivo principal es eliminar desde este año hasta 2022 las principales fuentes de basura marina que son los plásticos de un solo uso y las microperlas.

Si quieren ver un vídeo sobre la campaña #mareslimpios pinche aquí.

Pero esta campaña no debe quedarse en algo organizado por grandes instituciones sino que debemos asumirlo como nuestro. De esta manera se percibió en la #VolvoOceanRace donde se hizo hincapié en la importancia de detener esta marea de plásticos y de que no solo gobiernos, sino también empresas e individuos asumamos esta responsabilidad. La contaminación de nuestros mares no es algo que quede lejos de nosotros sino que está en nuestras manos.Todos podemos evitarlo a través de conductas correctas y siendo conscientes de la importancia del mar en nuestras vidas.

Contaminacón del MarContaminacón del Mar